Ernesto Martínez Elorriaga/Noticias y Debate M3

Morelia, Mich., 12 de enero, 2020.- Como ha ocurrido en años anteriores, pero con ingredientes diferentes, La Universidad Michoacana de San Nicolás  de Hidalgo (UMSNH) está viviendo momentos complicados por la crisis financiera de fin de año.  El gobierno federal entregó a las autoridades nicolaítas 550 millones de pesos extraordinarios, con la condición de modificar el sistema de jubilaciones y pensiones,  luego de un acuerdo con los sindicatos. 

El Sindicato Único de Trabajadores de la Universidad Michoacana (SUEUM) rechazó la propuesta y  a decir de su dirigente Eduardo Tena,  están atentando contra los derechos de los agremiados y poniendo en riesgo el Contrato Colectivo de Trabajo porque constitucionalmente el salario no debe ser condicionado.

Paralelamente, este sindicato  mantiene el emplazamiento a huelga a esta casa de estudios para el próximo 16 de enero. Además de haber interpuesto dos amparos, uno por la retención de salarios y otro por pretender obligarlos a ir contra los derechos de los empleados administrativos.

Los trabajadores  adscritos al SUEUM no han cobrado las dos quincenas de diciembre, ni aguinaldo y otras prestaciones, porque se negaron a firmar el acuerdo para acceder a los recursos extraordinarios. No obstante, esperan  cobrar la primera quincena de enero, tomando en cuenta que los recursos provienen del presupuesto ordinario  aprobado por el Congreso local para este 2020.

Sin embargo, el Sindicato de Profesores de la Universidad Michoacana (SPUM)  aceptó el ofrecimiento del rector Raúl Cárdenas Navarro, así que los 2 mil 800 profesores y más de mil 300 jubilados de este mismo gremio, cobraron el 31 de diciembre pasado las dos quincenas,  la prima vacacional y el 25 por ciento de aguinaldo, para tal efecto se canalizaron 275 millones de pesos de esos recursos extraordinarios.

Devolverán recursos extraordinarios sino acepta acuerdo el SUEUM

El rector nicolaíta  comentó, en entrevista, que consiguieron  550 millones de pesos extraordinarios, luego de un acuerdo que firmó el anterior rector Medardo Serna con autoridades federales, el 21 de diciembre de 2018. “Yo tomé posesión del cargo el 8 de enero de 2019. Cuando conocimos el convenio, lo primero que hicimos fue dárselo a conocer al Consejo Universitario, luego a los sindicatos”.

En ese convenio  había cinco compromisos, cuatro de ellos se podían resolver en la misma sede universitaria y otro, de índole laboral, no lo podía resolver ni el rector ni el propio consejo universitario. Se trataba de modificaciones a los contratos colectivos de trabajo y lo que se hizo en ese momento fue establecer comunicación con titulares del SPUM y del SUEUM.

“El SPUM puso candados para que no se modificara el Sistema de Jubilaciones y Pensiones. Sin embargo, los candados se fueron eliminando. Pusimos ante SPUM y SUEUM la primera propuesta de reforma, y luego de aportaciones de los maestros se construyó una segunda propuesta. Fue aprobada  en términos generales por el SPUM y entregada al Junta Local de Conciliación y Arbitraje”, tal y como lo mandataba el convenio”, enfatizó Cárdenas Navarro.

También recibieron, el último día del año pasado, sueldos y una parte de aguinaldo los trabajadores de confianza, así como  los adscritos al  Sindicato de Trabajadores de la Universidad Michoacana (STUMICH), organización gremial minoritaria de empleados administrativos, que a decir de la dirigencia del SUEUM no cuentan con contrato colectivo ni está reconocido oficialmente.

Luego de que el dirigente del SUEUM, Eduardo Tena, insistiera en acusar al rector de la casa de estudios nicolaita de estar reteniendo los salarios de los trabajadores universitarios, el rector Raúl Cárdenas declaró: “nosotros no estamos reteniendo ningún salario, porque el recurso ordinario de la UMSNH que se alimenta de la fuente federal y de la fuente estatal y que fue en 2019,  de 2 mil 800 millones de pesos ya se agotó. No estoy reteniendo salarios porque no hay nada que retener”.

El rector de la UMSNH  subrayó que el convenio con la federación vence este 15 de enero, y  los empleados del SUEUM no han aceptado la propuesta ni depositado  su anuencia ante la Junta Local de Conciliación y Arbitraje por lo que tendrán que devolverse los 275 millones de pesos a la federación. “Además, hay que aclarar que  no podemos utilizar el presupuesto de 2020 para pagar salarios de 2019”.

El dirigente del SUEUM, Eduardo Tena sostuvo que aunque se firme el convenio para acceder a los recursos extraordinarios que les permitirán acceder al pago de salarios de diciembre y a los aguinaldos, no garantiza que en octubre se agoten nuevamente el presupuesto porque  el Congreso de Michoacán solo  aprobó 30 millones de pesos más (de 2 mil 800 millones de 2019), que son totalmente insuficientes. “Solo nos quieren obligar a firmar un convenio leoninio”.

Sostuvo que no entregarán ningún convenio ante la Junta Local de Conciliación y Arbitraje porque eso sería prácticamente renunciar a nuestro contrato colectivo de trabajo. “Si el SUEUM en este momento cede y entrega la joya de la corona, una de nuestras conquistas más deseadas por la federación, el gobierno del estado y la rectoría, en un próximo futuro, vendrán sobre nuestro contrato colectivo de trabajo”. En tanto, sus  mil 970 agremiados y 810 jubilados están sin cobrar el último mes de diciembre y su aguinaldo.

Las autoridades universitarias señalaron que el convenio no afectará a ningún trabajador pensionado, jubilado o en activo que cuente con más de 25 años de servicio, porque las leyes no son retroactivas.

Mientras continúa el debate, en torno a las reformas al sistema de jubilaciones y pensiones, unos 300 integrantes del Sueum se han afiliado al Sindicato de Trabajadores de la Universidad Michoacana (STUMICH) para poder cobrar sus dos quincenas de diciembre y su aguinaldo. En tanto, el próximo jueves, el SUEUM podría estallar la huelga. (Con información del diario La Jornada)