Ernesto Martínez Elorriaga/Noticias y Debate M3

Morelia, Mich., 16 de julio, 2020.-La mayoría de los mexicanos siempre hemos vivido en crisis, incluso durante generaciones. Es cierto, hemos visto pasar muchas crisis desde la década de los 70, pero de igual forma casi nunca hemos salido de ellas, a lo mucho las hemos sobrellevado.

“En medio de la desaceleración económica pronunciada y de una situación de la actual magnitud en México, las políticas públicas deben estar orientadas a la protección de la población más vulnerable, a la población que por su fuente de ingreso pudiera verlos reducidos de manera más importante”, expuso el gobernador del Banco de México, Alejandro Díaz de León. (La Jornada, 16 de julio).

Afortunadamente esta administración ha visto por los sectores más vulnerables, de haber llegado otra fuerza política al país, ya se hubiera endeudado más a los mexicanos y rescatado al grupo económico de más poder.

Podría llegar México a estar 10 ó 12 puntos menos de crecimiento económico, lo que sería grave porque habría menos empleos. Sin embargo, las afectaciones macro se contabilizan sobre todo entre la clase empresarial, porque finalmente la recesión afectaría a los más pobres, porque así ha ocurrido en tiempos de vacas flacas, porque cuando ocurría lo contrario, los sectores más desprotegidos seguían igual de maltratados.

Todo parece indicar que a pesar de la pandemia y todo lo que ha traído consigo ha sido bien manejado por el gobierno de Andrés Manuel López Obrador. No será fácil, y al parecer se acercan tiempos difíciles, más que de costumbre, pero hay recursos para salir adelante, sobre todo porque hay esperanza de que por primera vez en muchos años, los grupos sociales más desprotegidos tengan mejores oportunidades.