Ernesto Martínez Elorriaga/Noticias y Debate M3 

Morelia, Mich., 19 de marzo, 2021.- La Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) inició una investigación por la muerte de Raúl Reyes Sosa,  de 18 años de edad, quien en su intento por huir fue baleado por un policía. En tanto, la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) de Michoacán, en medio de contradicciones informó que el elemento de esta corporación será separado del cargo en lo que concluyen las investigaciones. 

El organismo defensor de los derechos fundamentales informó que la queja MOR/188/2021 fue presentada por familiares del fallecido, por lo que se investiga la violación al derecho a la seguridad e integridad personal, así como por la omisión en el ejercicio de la función pública. 

El pasado 14 de marzo, a las 21:30 horas aproximadamente, el joven circulaba por la avenida Cointzio, al poniente de Morelia, y al observar un retén de la Policía Michoacán decidió evadirlo, fue cuando uno de los uniformados le disparó. Según la SSP fue lesionado en un glúteo, sin embargo, los familiares del joven aseguraron que la bala daño la femoral, los intestinos y la vejiga. La versión oficial es que murió desangrado en el hospital. 

Este jueves, el secretario de Seguridad Pública, Israel Patrón Reyes, declaró que el elemento que accionó su arma la entregó de inmediato a la Fiscalía General del Estado, luego se decidió la suspensión temporal del policía. 

El 15 de marzo, un día después de la muerte de Raúl Reyes, la SSP a través de su cuenta Facebook señaló que detuvo al joven en posesión de una bolsa de marihuana. Incluso publican una foto donde aparece la moto frente a una patrulla y la bolsa con droga. 

Los familiares aseguraron, según testigos, el joven iba a bordo de su motocicleta y al percatarse del retén que se encontraba sobre la cinta asfáltica, decidió rodearlo y circular por la terracería, luego bajo bajó al pavimento y fue cuando vino la agresión. En cuanto a la droga, sostuvieron, le fue “sembrada”. 

Según la CEDH en 2020 la SSP sumó 224 quejas por abuso de autoridad, arrestos ilegales, lesiones, entre otros.