Miss Edi Toriales/Noticias y Debate M3

Morelia, Mich., 30 de junio, 2019.- Antes de que fueran las elecciones presidenciales en Estados Unidos, en  2016, se preveía el escenario catastrófico para México en caso de que Donald Trump obtuviera el triunfo. Ganó y ahora no nos quedó más que soportarlo como vecino.

Pasó lo mismo con Andrés Manuel López Obrador, de quien se hicieron predicciones sobre las peores catástrofes en caso de ganar la elección del  primero de julio del 2018.

Ha pasado el tiempo y, en el caso de Trump, ya hasta está buscando la reelección. En efecto ha sido para México un vecino sumamente molesto y prueba de ello es que ha puesto en jaque al Gobierno mexicano sobre todo en lo que tiene que ver con el tema migratorio.

En el caso de López Obrador, ha transcurrido un año desde ese proceso electoral y ha habido situaciones complicadas, pero de ninguna manera el desastre que algunos preveían en caso de que se convirtiera, como finalmente ocurrió, en el Presidente de México.

Un año de ese histórico proceso electoral y siete meses del nuevo gobierno, complicado, sin duda, pero a este paso, igual que como vemos a Trump otra vez en campaña, para el 2021 veremos la aceptación o rechazo hacia el Presidente de México, a través del proceso de revocación de mandato en el que los ciudadanos emitirán su opinión.

En ambos casos es un proceso cíclico, esperemos a ver los resultados, por el bien de los dos países.