Ernesto Martínez Elorriaga/corresponsal 

Morelia, Mich.,30 de mayo, 2020.- El ex líder del grupo de autodefensas de la Ruana, municipio de Buenavista Tomatlán, Hipólito Mora Chávez, ha insistido en que el problema de la violencia en esa región de Tierra Caliente es cada vez más grave, porque ninguna fuerza de seguridad del Estado ha podido combatir con eficacia al crimen organizado.

Este viernes, productores y empacadores de limón del municipio de Buenavista se manifestaron, a través de un convoy de vehículos, que circuló de Pinzándaro a Apatzingán y luego a Tepalcatepec, para exigir la liberación de un joven secuestrado el martes pasado, informó la Comisión Nacional de Producto Limón, a través de una carta pública.

El 26 de mayo en la noche, Alberto Contreras fue privado de la libertad por varios hombres armados vestidos de negro, que se lo llevaron a bordo de un Nissan Máxima, a decir de testigos.

La familia de empacadores limón comentó que los secuestradores exigen una importante suma de dinero que no tienen. De no haber una respuesta de las autoridades de seguridad continuarán con las manifestaciones y el paro en las empacadoras del cítrico.

El Alcalde de Buenavista, Gordiano Zepeda Chávez exhortó a los gobiernos federal y estatal a que se redoblen esfuerzos para resolver el problema de inseguridad, porque cada vez son más frecuentes los delitos de extorsión y homicidio en esta región de Tierra Caliente.

Sin duda la epidemia de COVID 19 ha causado en Michoacán 166 muertes, pero el crimen organizado tan solo en 2019 fueron 2 mil personas muertas, y en lo que va de este año suman más de mil decesos. No obstante, el coronavirus ataca a todos por igual, y la delincuencia, por Así decirlo, es más selectiva.