Ernesto Martínez Elorriaga/Noticias y Debate M3

Morelia, Mich., 13 de julio, 2020.- A todos preocupa el rumbo económico que seguirá México. Sin embargo, se han publicado medias-verdades que vaticinan una catástrofe financiera,  a través de campañas que patrocinan grupos empresariales.

El reporte que presentó ayer el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), señala que a pesar de la severidad de la crisis ocasionada por el Covid-19 y el confinamiento, operan un millón 590 patrones, incluso hubo un aumento de 2 mil 823 negocios.

Las cifras contradicen la visión catastrofista de algunos analistas, aun las del propio INEGI. “El apretón sí ha sido doloroso: en los primeros seis meses del año se perdieron 921 mil 583 puestos de trabajo; sin embargo, la caída aminoró en junio, con solo 83 mil 311”. (“Dinero”, Enrique Galván Ochoa, La Jornada, 13 de julio, 2020)

El IMSS informó que el salario base de cotización de trabajadores asegurados alcanzó un monto de 4 mil 73 pesos, lo que representa un incremento anual nominal de 8.1 por ciento y es el más alto registrado para un mes de junio en los últimos 10 años.

Son tiempos difíciles, pero no por culpa o irresponsabilidad del gobierno del 4T, los vicios que se acumularon en décadas tendrán consecuencias por mucho tiempo, y lo más grave es que están haciendo hasta lo imposible por regresar al poder, y tienen mucho dinero para logarlo, pero una mayoría de mexicanos en su contra.