José K/Noticias y Debate M3  

Morelia, Mich., 10 de abril, 2021.- Autoridades comunales de las diferentes regiones purépechas bloquearon esta mañana, cinco carreteras interestatales de Michoacán, para exigir respeto a su autonomía como gobiernos comunales y libertad para decidir el ejercicio presupuestario  que le corresponde a cada población originaria, dentro del marco de la conmemoración del 102 aniversario del Caudillo el Sur, Emiliano Zapata.  

Encabezados por integrantes del Concejo Supremo Indígena de Michoacán (CSIM) los manifestantes bloquearon las carreteras Aranza-Paracho; Huáncito-Tangancícuaro; San Juan Tumbio-Pátzcuaro y Uruapan- entronque autopista a Lázaro Cárdenas, así como la vía Zacapu-Quiroga, a la altura de Santa fe de la Laguna.  

“En el caso concreto de Santa Fe de la Laguna, municipio de Quiroga, exigimos que este ayuntamiento entregue el presupuesto que por ley le corresponde a esta población lacustre de 5 mil habitantes, y que alcanza 16 millones de pesos mensuales. Dicho ordenamiento lo dio el Tribunal Electoral del Estado de Michoacán (TEEM), desde hace tres años y no se ha cumplido”, enfatizó el dirigente del CSIM Pavel Guzmán.  

También exigen libertad a los líderes presos del concejo ciudadano indígena de Nahuatzen: José Luis Jiménez, José Antonio Arriola y Gerardo Talavera, detenidos en noviembre de 2018 por defender al gobierno comunal y exigir la entrega de recursos presupuestarios que le corresponden, que el gobierno municipal perredista que encabeza Mayra Lucila Morales, nunca entregó a pesar del mandato del TEEM.  

Demandan también la instalación de una mesa de negociación con autoridades federales y estatales para que se resuelvan los problemas que no han sido atendidos por ninguna instancia gubernamental, cuando hoy como nunca los pueblos originarios enfrentar un grave crisis económica.  

Desde el pasado 7 de abril en la noche, comuneros de Santa Fe de la Laguna bloquearon la carretera que los comunica con Quiroga y Zacapu, porque el ayuntamiento había acordado entregarles la parte del presupuesto que les corresponde, pero después se arrepintió.  

En Santa Fe hay ocho funcionarios municipales retenidos, y al menos tres decenas de vehículos de carga. Durante las últimas 24 horas ha habido intento de negociación por parte del gobierno estatal pero no han llegado a un acuerdo para destrabar el conflicto.