Ernesto Martínez Elorriaga/Noticias y Debate M3

Morelia, Mich., 29 de octubre.-Donde hay dinero de por medio siempre hay conflictos, y esto ocurre en la comunidad de Aquila, que apenas lleva siete años cobrando dignamente por el concepto de regalías que les ofrece a 464 comuneros desde 2012, porque anteriormente  estaban  saqueando  el minero de hierro, y les daban solo mil 200 pesos anuales.

Cambió la situación, pero la empresa Ternium sigue buscando la forma de pagar menos por la renta de las tierras donde extraen el mineral. Ha habido grupos delincuenciales que les cobraban cuotas a los comuneros, y otro grupo de comuneros minoritarios que ha  desempañado el triste papel, al servirle a la empresa en lugar que a sus compañeros.

Este lunes, comuneros del municipio nahua de Aquila le pidieron al presidente Andrés Manuel López Obrador, así como a legisladores federales y al gobierno estatal, que intervengan ante la Procuraduría Agraria y el Tribunal Unitario Agrario 38, con sede en Colima, que se niega a convocar a  una asamblea general para designar a las nuevas autoridades de esta población  de la región Sierra-Costa de Michoacán.

Los comuneros sostuvieron que las instancias agrarias no han cumplido con su obligación, debido a que están apoyando a un grupo que estuvo ligado al crimen organizado, y que busca dividir y afectar a los auténticos comuneros.

La Procuraduría Agraria y el Tribunal Unitario han hecho  caso omiso a la solicitud de la renovación del comisionado comunal y del consejo de vigilancia de este pueblo nahua, lo que los ha dejado sin representación legal. Piden que estos instituciones responsables de atender estos asuntos indígenas, convoque a una asamblea general.

Se trata de 743 comuneros y comuneras que se han visto afectados, porque no han podido negociar las regalías con la empresa Ternium que extrae mineral de sus tierras, a través de un convenio que les permite obtener ingresos mensuales a cada comunero. “Quieren incluir en el padrón  de comuneros a personas ajenas a la comunidad, incluso que están fuera del país”.

Los habitantes de la comunidad de Aquila denunciaron que estas dependencias agrarias están favoreciendo a uno de los grupos de comuneros, pero además desde hace años eran parte de La Familia Michoacana y luego de Los Caballeros Templarios.

Los habitantes de Aquila demandan se convoque a una asamblea general y se investigue al magistrado y autoridades agrarias de Colima porque están actuando de manera ilegal; que se investigue a los grupos que tienen influencia en la comunidad, es decir al grupo que ha tenido relación con la delincuencia.

Así que la delincuencia ronda de nuevo. Y finalmente es la gente de la comunidad nahua la que siempre vive en zozobra y bajo amenaza.