José K/Noticias y Debate M3

Morelia, Mich., 24 de enero, 2020.-Finalmente fue firmado el acuerdo para la llamada federalización de la nómina educativa, que le permitirá al gobierno de Michoacán liberarse de esa carga que surgió en 1992 con la descentralización de la educación,  que trasladó  obligaciones a algunos estados del país, pero no recursos económicos.

Este jueves, los titulares de la Secretaría de Hacienda (SHCP) y de la Secretaría de Educación Pública (SEP),  Arturo Herrera Gutiérrez y Esteban Moctezuma, respectivamente, signaron el acuerdo de federalización de la nómina educativa con el gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo, lo que permitirá a más de 32 mil maestros de esta entidad  recibir sus salarios puntualmente,  debido a que la descentralización  de este sector en 1992,  obligó al gobierno estatal a asumir el pago de la nómina, lo que ocasionó, sobre todo en los últimos  17 años un déficit para las arcas locales de hasta  mil 500  millones de pesos anuales.

La nómina había sido deficitaria y atendida con apoyos discrecionales no regulados, que en ocasiones había generado retrasos en el pago de maestros. Con el acuerdo firmado en Palacio Nacional, se garantiza que en adelante que los maestros recibirán de manera puntual el sueldo al que tienen derecho.

El acuerdo es a través de un mecanismo transparente, en el cual queda claro cuál es la aportación de cada una de las partes. El acuerdo se ha venido trabajando entre los gobiernos federal y estatal casi desde que inició la actual administración  del presidente Andrés Manuel López Obrador, con la coordinación no solo de las autoridades educativas y del gobierno de Michoacán, sino también con la participación de los maestros, a través de su representación sindical.

El gobernador Silvano Aureoles dijo que es un día importante para Michoacán, “porque pone fin a casi 30 años de incertidumbre e inestabilidad para el magisterio, las mamás y los papas, y damos paso a una nueva etapa de bienestar de las niñas y los niños”.

Dijo que finalmente a casi un año de trabajo conjunto, a través de gestiones y reuniones constantes entre el gobierno de Michoacán y el gobierno federal, se da certidumbre en el pago de salarios y prestaciones al magisterio michoacano que cuenta con plaza estatal.

Con esta acción, Aureoles Conejo subrayó que finalmente “se libera a Michoacán de esta herencia donde se gastó y se comprometió más dinero del que se tenía, para crear y signar plazas sin el respaldo financiero suficiente”.

Asimismo, agradeció al Presidente de México su voluntad política y su compromiso con los derechos de las niñas y niños. Reconoció la participación de los secretarios de Hacienda y de Educación, con este último, subrayó,  se han reunido periódicamente y permanente desde hace un año. Reconoció  el papel del magisterio estatal por su paciencia que han demostrado en este proceso que a partir de esta fecha les dará certidumbre laboral.

El 26 de diciembre de 2018, el gobernador Silvano Aureoles informó en conferencia de prensa, que decidió regresar a la federación los servicios de educación básica y normal, ya que ha significado un déficit financiero para la entidad por pago de nómina y prestaciones de cuatro mil 200 millones de pesos en los primeros tres años de su administración.