Ignacio Ramírez/Noticias y Debate M3

Morelia, Mich., 30 de mayo, 2020.-  El delegado especial del CEN  del Sindicato Minero, Javier Jaime Chávez, declaró que aunque la directiva de ArcelorMittal no lo ha informado, las labores de producción se han reducido por las consecuencias que ha traído la pandemia, ya que 600 trabajadores fueron aislados como parte de las medidas preventivas, como son quienes presentaban mayor vulnerabilidad y personal administrativo que labora desde sus casas, además de algunos casos “sospechosos”.

Dijo que desde hace dos años y medio inició la construcción de la laminadora, y todo parece indicar que estará lista hasta diciembre próximo, por lo que se espera que en unas tres semanas reinicie la construcción. “Tenemos pendiente con la directiva de la empresa lo que será la contratación de uno 800 trabajadores para operar la laminadora”,

El municipio de Lázaro Cárdenas suma 959 contagios confirmados, de los mil 850 que hay en toda la entidad, y de las 156 defunciones que hay en todo Michoacán, en la ciudad portuaria se han registrado 61. No obstante, a decir de la alcaldesa de la ciudad portuaria, se espera que el próximo lunes comenzar a restablecer algunas actividades comerciales y de servicios, pero será de manera ordenada, dijo.

En tanto, trabajadores que construyen la nueva laminadora de ArcelorMittal, en Lázaro Cárdenas, denunciaron negligencia y violaciones a sus derechos laborales por parte de la empresa contratista WP, a cargo del proyecto, e hicieron hincapié en que luego de dos meses de pandemia, no cuentan con garantías sanitarias, lo que ya propició un brote de contagios de Covid-19, que hasta el 25 de mayo, ha provocado la muerte de tres de sus compañeros y decenas de casos sospechosos, que los directivos de la acerera han ocultado. Por todo eso decidieron entrar en paro desde el pasado martes.

La versión fue respaldada por la Unión de Trabajadores Eventuales y el Frente Popular Revolucionario (UTEI-FPR), los que señalaron en un comunicado, que la compañía contratista WP aplicaba pero “de manera simulada” “los protocolos” sanitarios, “lo que ponía en riesgo a los trabajadores, sus familias y la comunidad”, indica el informe.

Agregó que los trabajadores carecen de respaldo sindical, por ser eventuales, y los contratistas enviaron a confinamiento a los trabajadores con sospecha de contagio pagándoles únicamente el 50 por ciento del salario.

Por su parte los directivos de ArcelorMittal —la mayor compañía siderúrgica mundial y presencia en más de 60 países— decidieron suspender obra en construcción, no así en la planta acerera, en donde se encuentra el mayor número de obreros, con el fin de evitar más brotes.

En la nueva laminadora se invertirán mil millones de dólares, y antes de que iniciara la pandemia, la directiva de ArcelorMittal esperaba que la obra e instalaciones estuvieran listas en junio próximo, no obstante, la obra se encuentra paralizada, lo mismo que el armado de maquinaria.