José K/Noticias y Debate M3

Morelia, Mich., 3 de julio, 2020.- Familiares de cinco integrantes de la familia Guzmán Cruz, desaparecidos en la llamada Guerra Sucia de la década de los 70, aseguraron que no han recibido respuesta de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) para tener acceso al Archivo General de la Nación para buscar información de Venustiano Guzmán desaparecido hace 46 años.

El descendiente de esta familia originaria de Tarejero, municipio de Zacapu, Pavel Guzmán, dijo que en una ocasión se les permitió el acceso al Archivo General y pudieron constatar que Amafer, Armando, Solón, y el padre de éstos, Jesús Guzmán Jiménez, estuvieron detenidos en la Zona Militar Número 1.

“De Venustiano no tenemos datos, es por eso que hace un año le pedimos por escrito al presidente de la CNDH, Alejandro Encinas, se nos permitiera el acceso al Archivo General para buscar información”, apuntó Pavel Guzmán.

El próximo 23 de julio se cumplen 46 años de la desaparición forzada de Amafer, Armando, Solón Adenauer y Venustiano Guzmán Cruz, quienes tenían entre 15 y 19 años de edad. Tres de ellos pertenecientes al grupo guerrillero Movimiento de Acción Revolucionaria (MAR). Los cuerpos de seguridad federal también se llevaron a Jesús Guzmán Jiménez, padre de los cuatro jóvenes.

Los familiares también solicitaron justicia ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos, pero a la fecha no ha habido respuesta. El único sobreviviente de los hermanos fue años Abdayán Guzmán, quien sostuvo que hace todavía hace unos años hubo ofrecimiento de dinero y amenazas por parte de algunos funcionarios de gobierno.

Hace dos años se develó la placa conmemorativa en la Casa del Estudiante Nicolaíta porque tres de los hermanos Guzmán Cruz fueron los primeros desaparecidos políticos de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo (UMSNH).

Amafer, Armando, Solón Adenauer y Venustiano Guzmán Cruz fueron detenidos y desaparecidos por militares y policías federales y locales, entre los años 1974 y 1977 –época de los levantamientos civiles armados. También desapareció su primo José Luis Cruz Espinoza, aunque de él no hay registro debido a que sus padres, al ver la situación tan delicada, no denunciaron y emigraron a Estados Unidos.

El próximo 19 de julio se rendirá homenaje a los cinco integrantes de la familia Guzmán en la comunidad de Tarejero, al cumplirse 46 años de su desaparición, comentó Pavel Guzmán, luego de señalar que siguen pidiendo a las autoridades federales se permita conocer la verdad histórica y sobre todo el paradero de sus tíos y de su abuelo.